Referencia Juridica

Centro de referencia y consultoria jurídica.

SEGUNDA ETAPA DEL PROCESO ELECTORAL CUBANO

El Consejo de Estado convocó para el domingo 3 de febrero del 2013 a los electores de la república para las elecciones en la segunda etapa del proceso electoral cubano. Las Asambleas Municipales del Poder Popular nominaron el domingo 16 de diciembre, por mandato del Consejo de Estado, a los candidatos a Delegados a las Asamblea Provinciales y Diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular, en virtud de lo que establece la Ley No. 73, Ley Electoral de 29 de noviembre de 1992.

Una amplia información sobre los candidatos a Delegados Provinciales y Diputados a la Asamblea Nacional fue publicada en el Periódico Granma, Órgano Oficial del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, llama la atención, la renovación alcanza el 67% de los actuales diputados, afecta entre muchos más al actual Presidente de la Asamblea Nacional, Dr. Ricardo Alarcón de Quezada, el que de alguna forma se ha visto implicado en un proceso investigativo y de instrucción seguido contra su Asesor Principal, aparte del tema generacional. Alarcón, quedará subordinado a la Oficina del Presidente del Consejo de Estado, con la experiencia acumulada en las relaciones internacionales, asumirá la política del gobierno-partido en relación con la excarcelación de los cinco cubanos presos en Estados Unidos por espionaje y otros delitos conexos, así como expresamente asesorará la política en el diferendo Cuba-Estados Unidos, en el marco de la actual y futura proyección de relaciones entre ambos países.

Se descarta de la candidatura de Diputados y por tanto la designación del Coronel Alejandro Castro Espín, hijo del General-Presidente, para ocupar la Vicepresidencia Ejecutiva del Consejo de Estado, extremo que venía siendo objeto de análisis priorizado desde hace años, cabe la posibilidad que ese cargo quede estructurado dentro de la nomenclatura del Consejo de Ministros, institución que necesariamente no tiene que reestructurares en el marco de la constitución de la nueva legislatura de la Asamblea Nacional.

El yerno del General-Presidente, Luis Alberto López-Callejas, quien controlaba las Finanzas Internas del Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias y posteriormente dirigió la proliferación de la militarización de la economía, actualmente es Gerente General de la inversión del Puerto de El Mariel, no fue incluido en la candidatura para Diputado.

Es interesante que estas dos señores no conformen la estructura del legislativo, cuando controlan dos importantísimas esferas del gobierno de Raúl Castro, de hecho se debe estar gestando estructuras que les permitan en su momento lograr un protagonismo en el estado de cambios institucionales en el desgastado sistema político-económico.

La Dra. Mariela Castro Espín, hija del Presidente conforma la candidatura de Diputados, aún cuando algunos analistas prevén la sucesión al poder, siendo entrevistada por la Revista Nueva Sociedad, No. 218, atendiendo a que en países como Argentina, Brasil y en su tiempo Chile, accedieron a la Presidencia de la República mujeres que se destacan d en las luchas sociales, ella respondió “El pueblo cubano está listo para ser gobernado por una mujer”. La Posible sucesión al poder de la referida profesional carece de fundamento práctico.

La Dra. Castro ocupa la Dirección del Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), desde hace años, sin haber logrado la promoción y por tanto la aprobación de una legislación tantas veces anunciada sobre los derechos de la sociedad homosexual. Al acceder a Diputada tendrá la facultad legislativa y la obligación moral de promover la legislación sobre el reconocimiento de la relación homosexual que dista del matrimonio gey, extremo que los cubanos no están preparados para asumir ese salto de visión.

Indicativos estadísticos entre las VII Legislatura que culmina y la próxima.

VII Legislatura VIII Legislatura

Total de diputados 611 612

Promedio de edad 49 años 48 años

Nivel universitario 481 (78.34%) 506 (82,64%)

Nivel medio-superior 127 (20,68%) 109 (16,83%)

Reelegidos de la anterior legislatura 224 (36,84%) 202 (33%)

Nacidos después del triunfo revolucionario 374 (60.91%) 428 (70%)

Mujeres 265 (43,37%) 299 (48,86%)

Blancos 393 (64,32%) 386 (63%)

Negros y mestizos (por declaración personal) 218 (35,68%) 226 (37%)

Es significativa en la candidatura menos miembros de instituciones armadas, de ejecutivos del gobierno y del Comité Central del Partido, se reestructurará la Presidencia de la Asamblea, el Consejo de Estado y las Comisiones Permanentes que conforman el legislativo, así como los grupos de asociaciones de diputados cubanos con otros parlamentos.

Se presume la reelección del General de Ejército Raúl Castro Ruz en el cargo de Presidente del Consejo de Estado y del Gobierno, no está definida la reelección de José Ramón Machado Ventura en el cargo de Primer Vicepresidente,fundamentalmente por la necesidad de promover a la dirección del estado y del gobierno dirigentes jóvenes, con una marcada confianza personal y resultados profesionales muy difícil de enmarcar en la actualidad, la aprobación definitiva de esta candidatura requiere de la aprobación del Pleno del Comité Central del Partido Comunista de Cuba.

Fidel Castro fue propuesto como Diputado por el municipio de Santiago de Cuba, candidatura que como es lógico que aprobada por la Asamblea Municipal del Poder Popular, en febrero del 2008 se pronuncio por no acceder a cargos ejecutivos dentro del Consejo de Estado, pero sustento la condición de Diputado, a las sesiones del legislativo no asistió, se puede apreciar que a la derecha del General-Presidente se le reservó un asiento en la conformación del Consejo de Estado, aún sin ser miembro, Se espera un nuevo pronunciamiento antes de la constitución de la nueva legislatura de la Asamblea Nacional.

El V Pleno del Comité Central del Partido celebrado el 12 de diciembre pasado, centro su atención en la política de cuadros y la promoción de jóvenes, Raúl Castro, en su condición de Primer Secretario expresó sobre el tema “el esfuerzo que se necesita es grande, el tiempo apremia, urge romper el bloqueo de pensamiento que existe todavía a la hora de seleccionar y preparar a los jóvenes dirigentes del partido, del estado y del gobierno, contamos con jóvenes brillantes a los que debemos guiar y transmitir los conocimientos que hemos adquirido en tantos años de poder revolucionario”.

En el marco del precitado evento partidista, previo a la celebración de la última sesión ordinaria del legislativo, Raúl Castro presentó la promoción de Bruno Rodríguez Parrilla, Ministro de Relaciones Exteriores para integrar el Buró Político del Comité Central del Partido, unido al Ing. Miguel Ángel Díaz-Canell Bermúdez, Vicepresidente del Consejo de Ministros a cargo de la esfera educacional, son los únicos jóvenes (promedio 50 años de edad) que integran la dualidad de funciones ejecutivas dentro del gobierno y el partido.

Con fecha 3 de marzo del 2009 el Consejo de Estado adoptó el Acuerdo de liberar a los jóvenes que ocupaban cargos en el estado y el gobierno, según expresó, acusados de corrupción y promovidos por el deseo de poder, (Dr. Carlos Lage Dávila, Vicepresidente del Consejo de Estado y Secretario Ejecutivo del Consejo de Ministros, mantenía funciones de Primer Ministro o Vicepresidente Ejecutivo, Otto Rivero Torres, Vicepresidente del Consejo de Ministros a cargo de la Batalla de Ideas, Felipe Pérez Roque, Ministro de Relaciones Exteriores, José Luis Rodríguez García, Vicepresidente del Consejo de Ministros y Ministro de Economía y Planificación, Raúl de la Nuez Ramírez, Ministro de la Inversión Extranjera, Georgina Barreiro Fajardo, Ministra de Finanzas y Precios, Fernando Acosta Santana, Ministro de la Industria Sidero-Mecánica, Alfredo Morales Cartaya, Ministro de Trabajo y Seguridad Social, Francisco Soberón Valdés, Presidente del Banco Central de Cuba, Carlos Valenciaga Días, Ayudante del Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, así como otros jóvenes ejecutivos enrolados en el asunto, ninguno de ellos fueron encausados por delitos previstos por la legislación penal vigente.

El General-Presidente nombró al Dr. Homero Acosta, para ocupar el cargo de Presidente del Consejo de Estado y al General de Brigada Amado Ricardo, Secretario del Consejo de Ministros, así como la designación de nuevos ministros procedentes del Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, con la justificación de probar su confianza, aún sin conocimientos prácticos para el desenvolvimiento de los cargos asignados, quedaba militarizado el Consejo de Ministros, generacionalmente no pueden asumir un nuevo período legislativo.

La mayoría de los destituidos integraron el equipo dispuesto por Fidel Castro, según su Proclama Presidencial de fecha 31 de julio del 2008, para sucederlo en tareas específicas dentro de la Batalla de Ideas, en el período de enfermedad-convalecencia, privado posteriormente de reincorporarse a sus funciones, por lo que la restructuración definitiva quedó a cargo de Raúl, una vez tomara la posesión del cargo de Presidente.

En su reflexión de fecha 3 de marzo del 2009, Fidel rechaza que los cambios se sustenten en la destitución de los hombres de su confianza, por los de Raúl, y los acusó de “la miel de poder, por el cual no conocieron de sacrificio alguno, despertó en ellos ambiciones que los condujeron al papel indigno, el enemigo externo se llenó de ilusiones con ellos”.

La Asamblea Nacional del Poder Popular, en virtud de lo dispuesto por la Constitución de la República, sesiona en períodos ordinarios dos veces al año, convocadas por el Presidente de dicho órgano, y cuantas veces lo solicite la tercera parte de los diputados o la convoque el Consejo de Estado. Para que la Asamblea pueda sesionar se requiere más de la mitad del número total de los diputados que la integran, aún cuando las sesiones del parlamento son públicas, la determinación de acceso ciudadano está bajo el fundamento y aprobación de la Seguridad del Estado y otros órganos de orden interior. En los últimos años se estableció que la Asamblea sesione en Comisiones de Trabajo, para conocer los Informes Ministeriales y trazar estrategias, etc. Los Diputados se reúnen en sesión plenaria un día en cada periodo ordinario de sesiones.

La Asamblea Nacional es el máximo órgano supremo de poder del Estado, es el único órgano con potestad constituyente y legislativa.

En períodos en que no esté sesionando la Asamblea Nacional se representa por el Consejo de Estado, rindiéndole cuenta de toda su gestión dos veces al año ( aprobación de Decretos-Leyes, Acuerdos de nombramientos de Ministros y Viceministros Primeros, de Embajadores, Jueces y Fiscales, Proclamas de Ratificación de Convenios, Pactos, Declaraciones y Denuncias de Gobierno, etc.). El Secretario del Consejo de Estado traslada a la Presidencia de la Asamblea el informe de la gestión del precitado Consejo de Estado entre sesiones, la Secretaría de la Asamblea lo circula entre los diputados como documento oficial y solo se hace referencia al tema, sin entrar en detalles procesales, se toma el Acuerdo que se publica en la Gaceta Oficial de la República, sin el anexo, no hay precedente que el legislativo halla revocado algún pronunciamiento del Consejo de Estado.

En el período 2008-13 se dispusieron por el Consejo de Estado normas legales dentro de la llamada “necesarias reformas” que dieron paso a la aprobación de los Lineamientos donde la Asamblea Nacional no prestó su fundamento legislativo, en una estrategia del Consejo de Estado para evitar el debate, las promulgó por Decretos-Leyes, y por Resoluciones Ministeriales, entre ellas: el Traspaso de la Propiedad de la Vivienda, de Vehículos Automotor, Modificaciones al Régimen de Arrendamiento de Tierras Ociosas, Modificación del Sistema de Perfeccionamiento Empresarial, Actualización del Trabajo por Cuenta Propia, (Ministerio de Trabajo y Seguridad Social), Traspaso del Contrato del Servicio Telefónico (Ministerio de la Informática y las Comunicaciones), etc.

Indiscutiblemente estas disposiciones vinieron a establecer prioridades que en cincuenta años no fueron tomadas en cuenta por el Gobierno Revolucionario (1959-1976), ni por las seis legislaturas anteriores (1976-2003) que precedieron al gobierno de Raúl Castro, iniciado en el 2008, la más significativa de todas las señaladas es la Reforma Migratoria, Fidel Castro y sus equipos de gobierno siempre priorizaron la desgastada fundamentación de las amenazas del imperialismo, y justificaban la improcedencia de las referidas reformas en sustento de la seguridad del estado y del orden interno, es importante el hecho que en los discursos y pronunciamientos del actual Presidente, no hace referencia a la obstinada visión del enfrentamiento con los gobiernos de Estados Unidos, aún cuando las propuestas de dialogo que propone Raúl Castro presentan una agenda plagadas de asuntos históricos e irreconciliables, el solo hecho de una reflexión y fundamentación sobre el tema, la nueva administración del Presidente Barac Obama debe tomar nota de este particular.

La Presidenta de la Comisión Electoral Nacional planteó que la actual legislación electoral sería tema de análisis para su modificación, en respuesta a la definición aprobada en el VI Congreso del Partido Comunista de Cuba, según los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, para el proceso electoral convocado para principios del 2013 se mantienen las normas establecidas por la Ley No. 73, la que fue aprobada en su momento dentro de un esquema comparativo con los países del desaparecido campo socialista, evidentemente se impone una nueva norma legal.

La falta de índices de democracia, impiden al electorado nominar a sus candidatos, este indicativo está a cargo de las Comisiones de Candidaturas. El artículo 4-a) de la Ley Electoral establece que “Cada ciudadano, con capacidad legal para ello, tiene derecho a elegir y resultar elegido en la forma y según los procedimientos fijados por la Ley”, entonces queda probado que quien determina por mandato de la Ley, es la Comisión de Candidatura, no el interés o pretensión del ciudadano.

A esta altura del proceso electoral, con los candidatos a Delegados Provinciales y Diputados a la Asamblea Nacional aprobados por las Asambleas Municipales, se abre el camino a una sesión de elecciones, con una opción única. Una vez conformadas las Asambleas Provinciales y la Asamblea Nacional, se desarrolla en cadena elecciones para ocupar cargos ejecutivos, sin la participación de los electores de la república.

En Cuba no está diseñada la participación de candidatos independientes, en procesos anteriores, miembros de la ilegal Sociedad Civil Independiente promovieron estrategias para insertarse dentro del proceso electoral, a sabiendas que mientras no sea modificada la actual legislación electoral no prospera la pretensión.

El proceso electoral general, establecido para cinco años, se eligen los Diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular, Presidente, Vicepresidente y Secretario; Presidente, Primer Vicepresidente, Vicepresidentes, Secretario y demás miembros del Consejo de Estado. Abarca también a los Delegados a las Asambleas Municipales y Provinciales del Poder Popular, así como a los Presidentes, Vicepresidentes, los Secretarios los designa el Presidente de cada Asambleas Provincial o Municipal.

Las Comisiones de Candidaturas se integran por representantes de organizaciones dependientes del Partido Comunista de Cuba, como la Central de Trabajadores de Cuba, los Comités de Defensa de la Revolución, la Federación de Mujeres Cubanas, la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños, las Asociaciones de Estudiantes Universitarios y de la Enseñanza Media. Los designados son aprobados por las correspondientes instituciones se estructuran en los diferentes niveles, municipales, provinciales y nacional. Las Comisiones de Candidaturas son presididas en todos los niveles por la representación de la Central de Trabajadores de Cuba, aún cuando el Partido Comunista de Cuba no integra las Comisiones, se encarga del monitoreo y control de los propuestos, las instituciones del Orden Interior y de la Seguridad del Estado son los encargados de verificar y aprobar el proceso de aprobación de candidatos, según los intereses oficiales.

La Comisión de Candidaturas Nacional, tiene las siguientes atribuciones:

  1. Preparar y presentar, conforme a la Ley, a las Comisiones de Candidaturas Municipales las propuestas de precandidatos a la Asamblea Nacional del Poder Popular

  2. Preparar y presentar, conforme a la Ley, para su consideración en la Asamblea Nacional del Poder Popular, el proyecto de candidatura para elegir al Presidente, Vicepresidente t Secretario de la Asamblea.

  3. Preparar y presentar, conforme a la Ley, para su consideración en la Asamblea Nacional del Poder Popular, el proyecto de candidatura para elegir al Presidente, Primer Vicepresidente, Vicepresidente, el Secretario y demás miembros del Consejo de Estado.

 Las Comisiones de Candidaturas Provinciales, tiene las siguientes atribuciones:

  1. Preparar y presentar a las Comisiones Municipales de Candidaturas Municipales correspondientes, sus proposiciones de precandidatos a delegados a las Asamblea Provinciales del Poder Popular.

  2. Preparar y presentar a la consideración de la Comisión de Candidatura Nacional sus proposiciones de precandidatos a Diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular,

  3. Preparar y presentar a su consideración a los Delegados a las Asambleas Provinciales del Poder Popular, los proyectos de candidaturas para elegir al Presidente, Vicepresidente de dichas Asambleas. El Secretario se designa por el Presidente.

 Las Comisiones de Candidaturas Municipales , tienen las siguientes atribuciones:

  1. Preparar y remitir a la consideración de las Comisiones de Candidaturas Provinciales y de la Comisión de Candidatura Nacional, según sea el caso, las proposiciones de precandidatos a Delegados a la Asamblea Provincial y a Diputados a la Asamblea Nacional, seleccionado entre los Delegados a la Asamblea Municipal del Poder Popular correspondiente y otros ciudadanos no Delegados del Municipio.

  2. Preparar a la consideración de los Delegados a las Asambleas Municipales del Poder Popular, cuando corresponda legalmente, los proyectos de candidaturas para Delegados a las Asambleas Provinciales y de Diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular, a los efectos de su nominación.

  3. Preparar y presentar a la consideración de los Delegados a las Asambleas Municipales del Poder Popular, los proyectos de candidaturas para elegir a sus Presidentes y Vicepresidentes. El Secretario lo designa el Presidente.

El General-Presidente Raúl Castro Ruz, en el discurso de clausura del VI Congreso del Partido Comunista de Cuba expresóimplementaremos la decisión de limitar a un máximo de dos períodos consecutivos de cinco años, el desempeño de los cargos políticos y estatales principales” sobre el particular no ha habido nuevos pronunciamientos, el tema generacional de la actual dirección del Parlamento, del Estado y del Gobierno, conlleva la preocupación de un estado de vacío, o de la determinación ejecutiva para ocupar estos cargos, teniendo en cuenta los procedimientos que establece la Ley Electoral, lo anterior lo justifica el también pronunciamiento del General de Ejército, “No contamos todavía con una reserva de sustitutos experimentados y maduros, con una preparación suficiente para sumir las complejas funciones de dirección del Partido , del Estado y el Gobierno, tareas que por razones obvias, como todos comprenderán, reviste una importancia estratégica para la Revolución”

Los electores de la república, ejercen su derecho al sufragio para la elección de los Delegados Provinciales y Diputados a la Asamblea Nacional, por la determinación impuesta de las Comisiones de Candidaturas, pero no tienen derecho a ejercer el voto para ocupar los cargos de Presidente, Vicepresidente y Secretario de las Asambleas Provinciales, este derecho le asiste a los Delegados Provinciales en la sesión constitutiva, se repite el procedimiento, los electores de la república ejercen su derecho al sufragio de la candidatura impuesta por la comisión de Candidaturas, para la elección de Diputados a la Asamblea Nacional, pero no tienen derecho a ejercer el voto para ocupar cargos de Presidente, Vicepresidente y Secretario de la Asamblea Nacional del Poder Popular, así como para los cargos de Presidente, Primer Vicepresidente, Vicepresidentes, Secretario y demás miembros del Consejo de Estado, este derecho le asiste a los Diputados electos en la sesión constitutiva.

La Asamblea Nacional del Poder Popular, dispuso mediante su Ley No. 89, “De revocación de mandato de los elegidos a los Órganos del Poder Popular”, de 14 de septiembre de 1999, en correspondencia con la vigente Ley No. 73, Ley Electoral, establece el procedimiento para proceder contra los elegidos, cuando estos incumplan los fundamentos establecidos en la legislación, teniendo en cuenta lo dispuesto por Constitución de la República expresa que el carácter irrevocable de la concepción socialista del estado cubano.

En el presente análisis ha quedado demostrada la falta de democracia que permita el derecho ciudadano de insertarse dentro del proceso electoral y por tanto acceder a cargos de dirección de la sociedad cubana, que establece la Constitución de la República.

Bibliografía a su disposición

Constitución de la República de Cuba

Ley No. 73, Ley Electoral,

Ley No. 89, De la revocación del mandato de los elegidos a los Órganos del Poder Popular

07.01.2013

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: