Referencia Juridica

Centro de referencia y consultoria jurídica.

DOS EVENTOS Y UN ANALISIS

CUMBRE DE LAS AMERCIAS

La Cumbre de Las Américas, se celebrará en Colombia los días 14 y 15 de abril, el gobierno de Cuba no ha sido invitado a participar, asegurando el gobierno estadounidense ¨que este país no cumple con los requisitos imprescindibles¨ y por tanto ¨debe haber mejoras significativas en las libertades políticas y democráticas, antes de unirse al evento. En la Declaración de Qurebec-2001. Los países asistentes acordaron que ¨el mantenimiento y fortalecimiento del estado de derecho y el respeto estricto al sistema democrático son, al mismo tiempo, un propósito y un compromiso compartido, así como una condición esencial del evento regional a toda luz, este no es el caso de Cuba.

En el año 1962 el gobierno de Cuba fue excluido de la Organización de Estados Americanos, OEA, por razones que atentaban contra el normal desarrollo de la organización y en atención a haber tomado el carácter socialista como ideología, en el marco de la celebración de la Asamblea General de la OEA, Honduras-2009, se adoptó el acuerdo de levantar la suspensión, con el especial pronunciamiento ¨que la participación de Cuba sería mediante un proceso de dialogo a solicitud de gobierno cubano y de conformidad con las prácticas, los propósitos y los principios de la organización¨. El gobierno cubano recibió tal declaración como una reivindicación a sus derechos, con una declaración absoluta ¨que no tenía el más mínimo interés de integrarse¨.

En los últimos anos, se han estructurado numerosos grupos regionales latinoamericanos y caribeños, dentro del marco de la Alianza Bolivariana para las Américas, ALBA, promoviendo ¨el derecho a asociarnos sin la membresía injustificada del norte en directa referencia a Estados Unidos, probando una vez más el estado de agresividad de Cuba y Venezuela a lo que se unen fundamentalmente Ecuador, Bolivia y Nicaragua,

Sobre la Cumbre de las Américas, la representación ecuatoriana, seguido de Venezuela y Bolivia, declararon que si Cuba no era invitada, el bloque del ALBA se abstenía de participar, se cumple el axioma de divide y vencerás, y precisamente esa es la pretensión de los gobiernos de izquierda latinoamericanos en su pretensión de atentar contra la integridad y organización de la Organización de Estados Americanos. El General Presidente Raúl Castro declaró que ¨nunca hemos promovido acciones como esta, pero a su vez no dejamos de brindar nuestra solidaridad a este pronunciamiento digno de integración revolucionaria¨. En su momento Fidel Castro expresó que Cuba no es enemiga de la paz, ni reacia al intercambio y a la cooperación entre países de diferentes sistemas políticos, pero ha sido, es y será intransigente en la defensa de sus principios” no nos interesa la OEA.

El gobierno de Colombia, país sede del evento, está gestionando en consultas, promover una invitación¨ al gobierno cubano, la Canciller colombiana visitó Cuba y sostuvo un encuentro oficial del el General-Presidente y el Ministro de Relaciones Exteriores Sr. Bruno Rodríguez Parrilla, los que ratificaron “que no le asiste interés alguno sobre la organización”, pero están interesados en concurrir a la cita, a la que se ha confirmado la asistencia del Presidente de Estados Unidos Barac Obama, sería una oportunidad para lograr un acercamiento entre los Presidentes de ambos países, a fin de iniciar un posible tránsito para el pleno restablecimiento de las relaciones Cuba Estados Unidos, si Fidel Castro saludó sin proponérselo al ex-presidente Clinton, a lo mejor un ligero intercambio de saludos entre Obrama y Raúl sería la realización de la pretensión de cubanos, cubanos-norteamericanos, norteamericanos y todos los amantes de la paz, pero se pondría a prueba las reiteradas propuestas del gobernante cubano de iniciar un dialogo.

Algunas personas vinculadas a entidades no gubernamentales han hecho declaraciones que en Cuba están produciendo cambios, refiriéndose a la apertura de una economía de participación privada, reconocimiento al derecho sobre la propiedad de viviendas, autos, etc., la liberación de presos políticos, el indulto de sancionados, entre ellos extranjeros que cumplían sentencias en Cuba, y algunas otras, quedando pendiente la aprobación de la modificación de trámites migratorios que diera la libertad al ciudadano cubano de viajar al exterior y regresar, y de los cubanos residentes en el exterior viajar a la patria sin solicitar permisos a las autoridades cubanas, pero estos pocos asuntos unidos al violencia, acoso, restricciones, prohibiciones y tantas otras causales que catalogan como de violación de derechos humanos y democracia.

La situación creada solo tiene una respuesta, las declaraciones del Secretario General de la OEA Sr. José Miguel Insulza, “pese a que la Asamblea General del organismo levantó la suspensión que excluía a Cuba, el gobierno cubano no ha solicitado iniciar el proceso necesario para reintegrarse al organismo internacional” con este elemento, no es procedente referirse a la participación de Cuba en el evento, todo lo que está sucediendo es parte de la estrategia ALBA para lograr la superioridad de acción en la región de Américas.

CINCUENTA ANOS DE EMBARGO ESTADOS UNIDOS – CUBA

El embargo comercial dispuesto por el Presidente John F. Kennedy en 1962 cumple cincuenta años, esta política continúa efectiva siendo una facultad del Congreso estadounidense pronunciarse por la derogación o modificación del mismo. Es significativo que el Presidente Obama dispuso a principios del 2011 una orden ejecutiva para flexibilizar las restricciones de viajes y envíos de remesas familiares, intercambios culturales, religiosos, académicos, etc, y otras tantas para completar trece temas y dentro de estas se subdividen en tantas otras, las que no fueron aceptadas por el gobierno de los Castros, alegando atentar contra la integridad nacional y de principios.

En la actualidad congresistas cubano-norteamericanos se pronuncian por derogar estas licencias presidenciales y recrudecer la legislación del embargo, medida que afectaría al pueblo cubano, a sus familiares en Estados Unidos y que atenta sustancialmente a los intereses comerciales de los propios Estados Unidos al verse imposibilitados de comercializar, invertir y relacionar sus intereses con Cuba, ejemplo de ello es lo referente a la inversión de petróleo en las costas cubanas.

Confiscaciones y nacionalizaciones dispuestas por el gobierno revolucionario contra las propiedades de norteamericanos, cubanos-norteamericanos y cubanos que emigraron al exterior, cubanos, están debidamente controladas por el Departamento del Tesoro del gobierno de Estados Unidos para en su momento tramitar los recursos de reclamaciones, por su parte, el gobierno cubano demandó al de Estados Unidos por daños y perjuicios causados contra la población civil y la economía nacional en el período post-triunfo de la Revolución, sobre estos aspectos no hay pronunciamiento por la falta de conversaciones afines, existiendo contactos sobre otros temas. El gobierno de Cuba ha manifestado incluir en futuras negociaciones entre otras pretensiones no alcanzables la devolución de la Base Naval de Guantánamo, extremo legalmente fundamentado en tratados concertados en 1902 y que en la actualidad las autoridades determinan ¨desconocer por atentar contra la integridad nacional¨, temas de estas características solo lograr entorcepecer los contactos, se prueba la mala fe y poco interés del gobierno cubano sobre el asunto.

Con la promulgación del embargo y la asociación de la revolución cubana con el bloque socialista, la extinta Unión Soviética y el CAME dispusieron un soporte económico en efectivo, productos y otras modos de colaboración a precios muy preferenciales o gratuitos, que no resultó eficiencia para la economía, ya que los verdaderos ingresos fueron invertidos por el gobierno de Cuba en la participación en largas e injustificadas guerras en África, financiamiento a los movimientos revolucionarios en América Latina, en referencia a la ideología marxista del internacionalismo, con la consiguiente afectación económica-social para el país, que se derivó en un marcado período especial que aún se mantiene, unido a la poca profesionalidad de gestión económica, al burocratismo y los alarmantes índices de corrupción administrativa. Estos elementos son justificados con “el bloqueo imperialista”, la política oficial de los gobiernos Fidel-Raúl Castro cuentan con vínculos comerciales mediante licencias aprobadas por los Departamentos del Tesoro y de Agricultura, pero por la ineficiencia de la economía cubana no pueden desarrollar.

 LITERATURA A SU DISPOSICION

Fondo bibliográfico sobre conflicto Cuba-Estados Unidos

Legislación Confiscaciones-Nacionalizaciones dispuestas por el gobierno cubano-norteamericanos

Fondo de noticias conflicto Cuba-OEA

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: